No soporta Object

Galicia, a la cabeza del recorte de empleo en educación y sanidad durante la crisis

3 de xullo de 2014

Solo Andalucía y Murcia liquidaron más puestos en el ámbito docente del 2010 al 2014 


La crisis económica que ha servido de contexto para suprimir cientos de miles de puestos de trabajo en España también ha mermado el personal encargado de sostener los servicios esenciales. En esa reconversión, Galicia figura entre las comunidades que han liquidado más empleo en los ámbitos educativo y sanitario. Los balances que el Ministerio de Administraciones Públicas actualiza cada semestre con la información que recaba en las autonomías sitúan a Galicia como la tercera que aplicó un mayor tijeretazo a su plantilla en la docencia no universitaria entre el 2010 y el 2014. Solo Andalucía (con 5.464 bajas en ese período) y Murcia (4.434) superan las 4.026 de Galicia. La misma situación se reproduce en la sanidad pública, aunque con un impacto menor. La comunidad gallega es la cuarta que podó más empleos: 981 en esos cuatro años.

Según los datos del ministerio, uno de cada cinco puestos que se liquidaron en el sector docente en España en ese período (con 21.769 bajas en total) aligeró la plantilla de la Consellería de Educación. En el sector sanitario, algo más del 7 % de los 13.662 empleos suprimidos por las comunidades autónomas correspondieron a ajustes en el Sergas.

La Xunta matiza al ministerio


Pero la Consellería de Educación matiza las cifras. Sostiene que los 38.151 puestos en docencia no universitaria que Administraciones Públicas adjudica a Galicia en su informe de enero del 2010 incluyen 3.850 de personal no docente, aunque obviamente sí trabajaba en ese ámbito. Además, apostilla que entre los 34.301 que serían empleos ocupados por maestros y profesores también se contabilizaron los docentes sustitutos. ¿Cuáles son entonces las cifras oficiales y actualizadas de la consellería? Educación se remite a las que su titular, Jesús Vázquez, facilitó en una comparecencia parlamentaria en septiembre pasado, cuando aseguró que Galicia comenzaba el curso con 30.358 docentes y que eso suponía 1.100 menos de los que había en el 2009.

En todo caso, esa diferenciación entre docentes y no docentes tampoco altera el cómputo del ministerio, que se refiere a los empleados de las comunidades autónomas en el ámbito de la docencia no universitaria y que, por tanto, no distingue, entre profesorado y personal de servicios. La provincia de A Coruña ha sido la más afectada por esos ajustes. De esos 4.026 puestos recortados en Galicia, 1.787 afectaron a personal de centros coruñeses.

En la sanidad pública, solo la Comunidad Valenciana (8.639 empleos perdidos entre enero del 2010 y enero del 2014), Madrid (6.873) y Andalucía (5.323) superan los 918 puestos recortados en Galicia. Tan significativo como este aligeramiento de plantillas es su refuerzo en Baleares, Castilla-La Mancha, Cataluña, País Vasco y Cantabria.

La conselleira de Sanidade, Rocío Mosquera, defendió ayer al respecto que, pese a la crisis, la Xunta «garante totalmente a calidade asistencial e a substitución de persoal, sempre que se considere imprescindible e se necesite para, precisamente, garantir esa calidade». Apuntó que «non podemos ter unha mínima desviación na análise e nas decisións que tomamos para garantir a calidade e a eficiencia, porque senón non sería posible mantelas».


Publicado o 03/07/2014 en www.lavozdegalicia.es